Que Salamanca es una ciudad muy especial todos lo sabemos. El encanto de sus calles y toda la historia que se alberga en ellas hacen de esta urbe un lugar digno de visitar, en el cual contamos con numerosos rincones de interés. Cualquier persona que visite esta ciudad querrá llevarse un recuerdo de ella e irse de compras en Salamanca es la mejor manera de llevarse consigo un trocito de este maravilloso lugar. Si quieres saber qué comprar en Salamanca, sigue leyendo.

Qué comprar en Salamanca y dónde hacerlo

En realidad, los atractivos salmantinos son tantos que tienes cantidad de opciones a la hora de irte de compras. Tal vez lo más característico sean los productos gastronómicos, ya que su gastronomía es de las más ricas de nuestro país. Para empezar con lo más destacado podemos recomendarte dulces típicos de la zona como las tradicionales galletas de almendra, llamadas amarguillos de La Alberca, las deliciosas almendras garrapiñadas de Alba de Tormes o los exquisitos hojaldres del Ledesma.

Para seguir, y dejando ya a un lado la repostería, hacemos mención al jamón de Guijuelo, la estrella alimentaria de Salamanca. Aunque también puedes encontrar verdaderas delicatessen como el lomo, el chorizo ibérico o el morcón, por ejemplo. Y por último, no podemos olvidarnos del vino, cuya calidad y Denominación de Origen Protegida Sierra de Salamanca son de las más importantes de España.

Sin embargo, no solo puedes llevarte productos gastronómicos, pues tienes a tu disposición también souvenirs y artesanía local para adquirir artículos característicos de la zona. Todo esto podrás encontrarlo en la zona que va hacia el río, entre la plaza y las catedrales.

Además, también cuentas con diversos comercios en los que puedes encontrar cualquier producto que puedas imaginar: joyas, ropa, calzado, complementos… De esta forma, te afirmamos que podrás pasear tranquilamente a los pies de los edificios de piedras doradas por sus bellas calles de importante carga histórica, a la vez que haces unas compras.

La zona comercial está ubicada hacia el norte desde la plaza Mayor. A los alrededores de las calles Zamora y Toro y en la plaza del Liceo hay distintas franquicias y pequeños comercios en los que podrás comprar casi cualquier cosa.

Pero no solo hay pequeñas tiendas de ropa en Salamanca; los centros comerciales son otra opción a la que tendrás acceso y donde además podrás disfrutar de tu tiempo de ocio en sus restaurantes, cafeterías y cines. Puedes encontrar dos de los más importantes en Santa Marta de Tormes o en el paseo de La Estación, por ejemplo.

Como ves, puedes irte de compras en Salamanca y adquirir cualquier artículo que se te pase por la cabeza, pero además podrás llevarte contigo un trocito de esta maravillosa ciudad adquiriendo sus productos más característicos. ¡Consulta nuestra guía de empresas y disfruta de Salamanca!